17/5/19

Una plantación de té ecológico desde Galicia Orballo cultiva plantas aromáticas, medicinales y especias y ha ingresado 250.000 euros

"Hay dos fincas en el concello de Paderne (A Coruña) que tienen la mayor plantación de té ecológico de Europa. Cultivan té verde y blanco y aromáticas que comercializan en infusiones, arroces especiados y en pequeños tarros de vidrio que contienen orégano, albahaca… Y plantas medicinales. 

En la comarca das Mariñas también plantan camelias y trabajan con centros de investigación en proyectos de agronomía, botánica y farmacia. Su trabajo es minucioso y delicado, como la lluvia fina que da nombre a la marca: Orballo, un proyecto que pretende dinamizar la economía local. Han facturado 250.000 euros en 2018, han abierto mercado en México pero aún no tienen beneficios.

“Todo empezó como un proyecto de fin de máster que tenía por objetivo recuperar el bosque autóctono y combatir la plantación de eucalipto, que en Galicia supone un problema. Queríamos plantar otras especies”, dice Gerardo Lagares, padre de la idea y uno de los dos socios. “Esto es un proyecto de agricultura más que una marca. 

El producto debe generar valor añadido, servir al desarrollo local”. Por eso, cuando el primer año, tras levantar una ronda de financiación de más de 200.000 euros, perdieron toda la cosecha por no haber sabido cultivar la especie adecuada, no lo dejaron, volvieron a plantar.

“Empezamos con las aromáticas porque tienen ciclos más cortos, y durante los primeros cultivos nos equivocamos. Y buscamos otros tipos como laurel, orégano, albahaca, tomillo, perejil, romero… El clima en Galicia es óptimo para ellas. Pero plantamos y tuvimos que tirar lo primero porque nos confundimos en la especie. Nos metimos en aromáticas y después surgió lo del té”, explican. No fue la única lección que aprendieron.

 “También tuvimos que repensar la idea de convencer a los que plantan eucaliptos; en Galicia, las cosas van de otra forma”. Sí que han convencido a algunos terratenientes. Entre ellos, un funcionario de Correos que cultiva el campo y al que compran la cosecha de aromáticas. Y ya están abriéndose camino en otros concellos. La fórmula es alquilarles las tierras o encontrar la manera de sacarle rendimiento con estos cultivos.

La superficie de cultivo más grande es la propia: dos fincas en Paderne con una casa del siglo XVIII. “La llamamos la casa del té y es donde preparamos los talleres y las colaboraciones con la Universidad. Se hacen catas, vienen escuelas gastronómicas…”, apunta el otro socio, Jorge Millán, que indica que hicieron el primer convenio con un centro de investigación en 2014. “Hemos comprobado que hay mucha ciencia de base, mucho conocimiento que está parado y que podrían ser excelentes oportunidades de negocio para el territorio pero la gente quiere ver resultados rápidos”.

Millán asegura: “Confiamos en que el crecimiento será sensato, con sentido común, lento y sostenido; nuestros cultivos son de rotación. Tienes que estar preparado para pedidos de todo tipo”. Pedidos como plantar para otros —“pero nunca darles nuestras mezclas”, matizan— y aumentar la producción si se alían con un distribuidor cafetero, son sus objetivos a medio plazo. De momento venden en tiendas especializadas y en grandes superficies como El Corte Inglés o Eroski, pero quieren entrar en la restauración. 

“Nuestro siguiente paso es escalar; estaría bien ir de la mano de alguien que lo haya hecho, de ahí el socio cafetero. Y potenciar la venta por Internet”, dice Millán.

Su plan de negocio se vincula a producir durante todo el año, “cuando una especie no se da, se planta otra; cuando no se está cultivando, se está recogiendo o preparando la tierra”. Orballo emplea dos trabajadores en el cultivo, tres en la logística y tiene una persona en marketing. Desde el principio quisieron ser ecológicos, “por todo lo que implica para el territorio, no es una moda”, recalca Lagares. 

“Somos la primera que se certificó en Europa y la más grande. El sello no es lo importante; la apuesta es el modelo sostenible: personas, territorio y biodiversidad. La agricultura ecológica implica tiempos lentos; eso, que implicaría que no hay trabajo todo el año, toca convertirlo en oportunidad, que siempre haya un proyecto con impacto. El té es una planta que tarda en darse, pero puedes sacarle partido al turismo cuando invitas a conocer las plantaciones”.                (Belén Kayser, El País, 10/04/19)

16/5/19

A masiva protesta das enfermeiras eventuais en Silleda ábrelle á Xunta outro conflito na sanidade

"A Xunta vai empezar a ternos en conta. Temos claro que nada mudará se non seguimos protestando e presionando, pero agora saben cantas somos e a forza que temos e, como mínimo, estarán expectantes”, din membros de Eventuais en Loita, que advirten ao Sergas de que, malia o que poidan pensar, tamén teñen “o apoio do persoal fixo”.

“Como non o imos ter se eles son tamén prexudicados? A cada mes que pasa e che cambian unha compañeira eventual por outra, tes que volver ensinar a outra persoa e perdes a quen xa estaba estabilizada e asentada nunha área”, explican sobre unha situación moi repetida.

Tanta como as chamadas repentinas e urxentes. Tan só un día despois da proba en Silleda, persoal de enfermaría relataba como nunha área sanitaria galega o Sergas chamaba por teléfono a varias profesionais para intentar cubrir unha compañeira ausente que debía levar traballando xa máis dunha hora. Sen avisar previamente, sen contrato asinado ningún e coa única opción de chegar ao posto indicado moito máis tarde dao inicio da consulta. Nada novo.

“Non pararemos. Trazaremos un plan para seguir protestando e conseguir, de vez, melloras nas nosas condicións laborais, que é o que todas estamos buscando”, rematan as afectadas, tras insistir en que Silleda “foi un punto e aparte”.             (Miguel Pardo, Praza Pública, 14/05/19)

15/5/19

Centos de persoas piden en Ordes a readmisión dos oito despedidos do transporte de residuos a Sogama

"Centenares de persoas sumáronse este domingo á manifestación convocada polos traballadores do transporte de residuos sólidos urbanos a Sogama para demandar a readmisión dos oito traballadores que Transportes Pacholo (unha das compañías subcontratadas para a realización deste servizo) despediu, así como o cesamento do "acoso laboral".

A mobilización saíu do polígono industrial da localidade ao redor das 11,30 horas deste domingo, e terminou ás portas do concello, onde o presidente do comité de empresa, Manuel Regueiro, agradeceu ás persoas asistentes a súa solidariedade.

Encabezada por unha pancarta que rezaba 'Transporte de Sogama solución. Non aos despedimentos e ou acoso laboral', a manifestación denunciou a situación que viven os empregados e que provocou a convocatoria de folga indefinida, que leva xa 29 días.

Así, criticaron a oferta de readmisión que a UTE gañadora do concurso público de transporte de residuos a Sogama, formada por Copasa, Renfe e Logirail, propuxo ao oito despedidos, que consistía en recolocalos noutras empresas do grupo Copasa e non no transporte de lixo.

"Aceptar iso sería vender a estes compañeiros e asinar a nosa sentenza de morte", asegurou Regueiro, porque, ao seu xuízo, antes dos despedimentos eran 80 traballadores no transporte de residuos e o posto destes empregados non se amortizou. "De feito, agora fano outras cinco empresas piratas que meteron camións para facer o noso traballo nunhas condicións infinitamente peores", lamentou.

Para o persoal, dar esa proposta por boa, e aceptar esas recolocacións "envelenadas" abriría a porta a que despois o resto seguisen o mesmo camiño. Así mesmo, denunciaron que á "Xunta financia o acoso laboral".                 (Galicia Confidencial, 12/05/19)

14/5/19

Galicia, camiño do deserto demográfico

"As mortes crecen un 1% no terceiro trimestre de 2018 en Galicia e os nacementos caen un 13%, segundo avance do IGE.

 As defuncións rexistraron un crecemento do 1% no terceiro trimestre de 2018 en Galicia en relación co mesmo período do exercicio anterior, e os nacementos caeron un 13%, segundo os datos de avance que publica este venres o Instituto Nacional de Estatística (INE).

De acordo con este avance, a comunidade galega rexistrou 7.066 mortes no terceiro trimestre do pasado ano, 3.598 de homes e 3.468 de mulleres. Son un 0,96% máis que en igual trimestre de 2017.

Os nados foron 4.208, deles 2.176 homes e 2.032 mulleres. En concreto, os nacementos neste período foron un 13,09% menos que no terceiro trimestre de 2017.

En canto aos matrimonios, Galicia contabilizou 3.488, un 12,3% menos. Foron 3.442 entre individuos de diferente sexo (-12,4%) e 46 entre persoas do mesmo sexo (-6,12%)."                    (Galicia Confidencial, 24/04/19)

13/5/19

Tanxugueiras e Os Azeitonas, autoras das mellores cancións de 2018

"Cinco mil votos determinaron que as mellores cancións do ano 2018 foron Que non mo neguen, das Tanxugueiras, e Efeito do Observador, dos Azeitonas. Así o recoñece o certame aRi[t]mar galiza e portugal, organizado pola Escola Oficial de Idiomas de Compostela.

As galegas Tanxugueiras parten da pandeireta e o baile tradicional pero abren a súa proposta para “conectar oriente e occidente”. “Cun empaste nas voces pouco común” e unha banda de directo formada por músicos de longa traxectoria -procedentes de Berrogüetto, Uxía, Budiño ou Alvariza-, Tanxugueiras tenden pontes entre “a tradición ibérica e o maxín atlántico e os cheiros de ultramar”.
Pola banda portuguesa, Os Azeitonas facturan power pop. Impulsados nos seus inicios por Rui Veloso, levan publicados seis discos.

Tras Os Azeitonas e Tanxugueiras, as artistas máis votadas foron Guadi Galego e Mariza; Nao e António Zambujo. “O certame voltou xerar moi boas expectativas e contou cunha alta participación popular”, explica o director da Escola Oficial de Idiomas Gonzalo Constenla.

aRi[t]mar galiza e portugal continúa co apartado de poemas, que se votarán entre abril e o 20 de maio.
aRi[t]mar galiza e portugal é un “proxecto didáctico cultural que ten por obxectivo divulgarmos a música e a poesía galego-portuguesas actuais e achegar a cultura e a lingua dos dous países”. Creado pola Escola Oficial de Idiomas, conta co patrocinio do Concello de Compostela, a Deputación da Coruña, a Xunta, o Agrupamento Europeo de Cooperación Territorial Galicia-Norte de Portugal e do Instituto Camões."                (Sermos Galiza, 21/03/19)

10/5/19

"No parece lógico: se habla de TV3 mientras se silencia que personal de la TVG lleva un año de protestas"

"El pasado 3 de mayo, Día Mundial de la Libertad de Prensa, Defende A Galega recibió el Premio José Couso en Ferrol. Los periodistas Beatriz Moyano y Carlos Jiménez recogieron un galardón que reconoce esta "lucha de personal, sin precedentes, en los medios públicos gallegos" y que es organizado por el Colexio Profesional de Xornalistas de Galicia y el Club de Prensa de Ferrol, ciudad donde se llevaron a cabo los actos. Los dos profesionales atienden a este diario en el mismo día en el que se cumplían 50 venres negros de protesta contra la manipulación y por el cumplimiento de la Ley de Medios.

"Si se moviliza la sociedad, cambios las cosas. El premio Couso nos da ánimos para seguir", advirtió Defende A Galega en las redes sociales, donde denunció que la dirección de la Corporación "volvió a censurar" cualquier información sobre la entrega del galardón por una "decisión corporativa", al igual que en la jornada donde se conoció el veredicto.

¿Qué supone este premio para ustedes, para Defende A Galega?

Un impulso fuerte para seguir peleando por lo que creemos que es justo. Llevamos casi un año con un objetivo que sabemos que es difícil, el de dignificar los medios públicos, la Radio y la Televisión que tienen que ser de todos los gallegos y de todas las las gallegas, pero cuando llega algo así te enteras de que estás en el buen camino. 

Recibir este premio nos da más visibilidad para poder llegar a más gente. Por otra parte, tiene el valor añadido de ser un reconocimiento que no sale de un jurado sino de las compañeras y compañeros de profesión. Y por supuesto, que pongan nuestro nombre al lado del de José Couso, asesinado realizando el trabajo de informar, y de todos los premiados que nos precedieron, es un motivo de orgullo.

¿Confiaban en que esta vez fuese noticia en los medios públicos la entrega del premio?

Después de lo que ocurrió cuando se anunció el dictamen del jurado, con la censura de la información sobre el premio José Couso, que se dio en todas las anteriores ediciones, no teníamos muchas esperanzas de que se rectificase esa postura. Ojalá ocurriese. Para nosotros no sería una derrota o una humillación de cara a la dirección de la CRTVG, sino un reconocimiento de que esto es una noticia, guste o no guste al medio, y cuando una noticia ocurre hay que contarla.

¿Creen que cambiará algo la actitud de la dirección tras el galardón?

Las últimas declaraciones del director general en el Parlamento no parecen ir en ese sentido. En todo este tiempo no hubo un solo gesto para tratar de acercar posturas. No parece lógico que no se quiera solucionar tan alto nivel de conflictividad. Eso no beneficia a nadie, pero igual alguien debería pensar en echarse la un lado si no es capaz de buscar soluciones.

¿Los dos han pasado por una situación en la que fueron expedientados, con fuerte polémica y con el apoyo de buena parte de sus compañeros. ¿Se sintieron represaliados o castigados?

Carlos Jiménez: La palabra clara es represaliados. Expresar en pleno siglo XXI que los medios públicos están siendo utilizados de manera partidista cuesta muy caro. Retomando su segundo adjetivo, desgraciadamente, ser valiente está castigado hoy en día. Los dos recibimos las firmas personales de cientos de trabajadores para la retirada de nuestros expedientes, otros muchos expresaron de manera personal y privada su apoyo, precisamente por miedo a ser represaliados. 

Mucha gente se unió a Defende A Galega en el momento en el que Tati Moyano fue expedientada. 

Pero que se archivasen dos casos seguidos tan injustos como desproporcionados (con amenaza de despido), era una quimera. A mí se me sanciona con una falta grave que la instructora establece en “6 días sin empleo y sueldo”. Sin embargo, la directora de Recursos Humanos sube a 9 días, también sin empleo y sueldo. 

Esta misma semana se presentó una demanda en los juzgados para probar si se trata de una sanción justa o si es solo un procedimiento amedrentador a lo que pueden estar expuestos todos los que denunciamos la situación en la CRTVG.

Beatriz Moyano: ¿Castigo? ¿Represalia? Fue un desvarío. Un desvarío de proporciones bíblicas que ningún medio de comunicación debería permitirse y por el que ningún trabajador o trabajadora debería pasar. Con todo, me quedo con la solidaridad y con el apoyo infinito de la mayoría de los compañeros y compañeras de la CRTVG, de los compañeros de la profesión, de la familia, de los mejores amigos del mundo y de la ciudadanía. 

Lo único que han conseguido es que estuviésemos más unidas, más fuertes y con menos miedo a luchar. Fui yo pero pudo ser cualquiera. Bien sabemos que, lamentablemente, yo solo fui la primera.

¿Cómo viven las críticas que en muchos medios se hacen de otros medios públicos mientras apenas se habla de las protestas del personal de la CRTVG?

No parece lógico. Se habla de lo que supuestamente ocurre en TV3 como si fuese de vital importancia para los gallegos y en cambio se silencia que las trabajadoras y los trabajadores de la CRTVG llevan casi un año de protestas. Nosotros sabemos que eso se debe a una cuestión editorial, ya que muchas compañeras y compañeros de esos medios nos trasladan su apoyo. La concesión de este premio a Defende A Galega es una muestra de eso.

¿Creen que la sociedad gallega está suficientemente informada sobre sus reivindicaciones?

Desde luego que no, pero cada día que pasa llegamos a más gente. Las redes sociales, algunos medios digitales, y el boca a boca ayudan a expandir nuestras aspiraciones. También resultó importante que pudiésemos acercarnos a algunos colectivos que mantienen protestas o reivindicaciones a las que no se les presta la atención que merecen. Pero por supuesto que aspiramos a que se nos conozca más y para eso trabajamos.

¿Hasta cuándo creen que aguantarán las reivindicaciones de no haber respuesta ni soluciones a sus demandas?

Mientras la manipulación no cese, mientras no haya consejos de informativos y carrera profesional, mientras no se recupere la información de proximidad, mientras no se apueste por la información cultural, por la producción propia y mientras no se detenga el desmantelamiento, tenemos que resistir. Un premio como este sirve para coger aun más aliento. Quizás a alguien habría que preguntarle cuánto tiempo va a aguantar sin querer ponerle solución."                (Miguel Pardo, VerTele, 06/05/19)

9/5/19

Os galegos, líderes no consumo de tranquilizantes e antidepresivos

"A poboación galega é a que máis tranquilizantes consome, o dobre que a media no total de España, segundo un estudo no que tamén se salienta que Galicia é onde máis se prescriben estes fármacos a mulleres e onde máis antidepresivos se receitan a homes.

Os datos analizados mostran que na prescrición de tranquilizantes existe unha variabilidade entre as comunidades autónomas. A media global en España é do 9,2%, destacando coa frecuencia máis alta Galicia, cun global do 20,1%, máis do dobre que o conxunto do Estado.

As mulleres son as que máis consomen este tipo de substancias depresoras do sistema nervioso central, cun 26% en Galicia. De feito, superan en máis do dobre ao homes, nos que a porcentaxe é do 12,6%.

Esta maior frecuencia de prescrición en mulleres observouse en todas as comunidades autónomas, se ben é Galicia onde se atopan as porcentaxes máis altas, mentres que no caso dos homes, os galegos ocupan o segundo posto, por detrás dos asturianos (18,5%).

Na prescrición de antidepresivos tamén se observaron diferenzas entre as comunidades autónomas e entre homes e mulleres. A media de España situouse no 3,6% e as frecuencias máis altas oberváronse en Asturias, cun global 13,2%, elevándose no caso das mulleres 18,5%, ocupando as galegas o segundo posto, por enriba do 15%; mentres que no caso dos homes, os galegos son os que máis consomen estes medicamentos, cun 6,9%.

Con respecto á mala saúde autopercibida, os datos das distintas comunidades autónomas foron tamén similares á media de España (33,6%). Pero o caso de Galicia volve destacar coas frecuencias máis altas, cunha media do 45,7%, sendo nos homes do 40,0% e nas mulleres, do 50,3%, moi por enriba da media estatal.

Os resultados do estudo veñen de ser publicados na revista científica Gaceta Sanitaria por investigadores da Escuela Andaluza de Salud Pública, o Instituto de Investigación Biosanitaria e a Unidad de Prevención, Promoción y Vigilancia de la Salud do Hospital Universitario San Cecilio de Granada, o Centro de Investigación Biomédica en Red de Epidemiología y Salud Pública (CIBERESP) e o Departamento de Salud Pública y Materno-Infantil da Universidad Complutense de Madrid."                       (Galicia Confidencial, 07/05/19)

8/5/19

A turistificación a debate en Compostela

"Santiago de Compostela acollerá catro exposicións e mesas redondas para reflexionar sobre o impacto do turismo, os riscos da turistificación e os cambios ocorridos nos últimos anos a raíz do auxe do Camiño co fin de "repensar" a cidade.

A primeira mostra, chamada 'A cidade, o Camiño e nós', inaugúrase este venres na Alameda compostelá. Contará con 28 paneis que ofrecerán información, tras un "arduo" traballo de campo (con máis de 2.000 entrevistas a visitantes e 900 a 'picheleiros'), sobre como ven os composteláns, como son vistos polos visitantes da cidade, así como o modo no que os santiagueses perciben aos turistas.

O alcalde de Santiago considera que este é un "ambicioso" proxecto baseado nunha investigación sobre prácticas culturais que se completará con outro tres exposicións que chegarán a diferentes barrios, unido a charlas con especialistas, veciños e comerciantes.

"NOVO RELATO" DE CIDADE VINCULADA Ao CAMIÑO

O profesor de filoloxía galega da USC Elías Torres lidera esta investigación e explica que a cidade viviu unha "reinvención" desde os anos 80 vinculada ao Camiño de Santiago, o que provoca que "hai un novo relato" sobre a cidade. Deste xeito, pon o foco sobre que o feito de asociar a Santiago a unha cidade histórica marcada pola súa riqueza patrimonial e universidade centenaria queda desprazado por esa emerxencia do Camiño e o fenómeno do turismo nos últimos anos. Nesta liña, analízase na investigación como discursos relativos a obras de Paulo Coelho, películas ou webs marcan a visita dos turistas.

Aquí, Torres identifica que estas dinámicas fixeron que haxa cambios nas últimas décadas na opinión dos composteláns sobre os que consideran os seus espazos máis queridos e emblemáticos. Indica que se no pasado a Catedral, a Praza do Obradoiro ou a Rúa do Franco eran os espazos preferidos polos santiagueses, agora esa realidade cambiou e elixen a parques e zonas verdes como as súas zonas especiais.

De feito, reflexiona sobre como no casco antigo actualmente viven menos de 4.000 veciños (o equivalente a un barrio como o de San Pedro), a pesar de que segue existindo o pensamento entre os cidadáns e visitantes de que hai moitos máis habitantes na zona histórica. A isto únese o cambio de enfoque de moitos comercios de face ao Camiño. Precisamente, preguntado sobre os riscos da turistificación, este profesor da USC considera que "Santiago está nun momento de pensar o que quere facer", pois valora que os "eventuais efectos negativos" do turismo "poden ser corrixidos"."                   (Galicia Confidencial, 02/05/19)

7/5/19

Masiva manifestación en Carnota para pedir o indulto para un percebeiro condenado por defender o seu traballo... dous furtivos sorprenderon a Martínez na caseta onde este gardaba o seu material "para tentar agredilo. El reaccionou defendéndose collendo unha raspa que se utiliza para extraer percebes e tiroulla á cabeza dun, facéndolle unha brecha. Polo que o denunciaron

"Máis de 1.000 persoas, segundo a organización, entre veciños, colectivos e confrarías concentráronse este sábado no municipio coruñés de Carnota para pedir o indulto para Manuel Martínez Lustres, expresidente dos 'percebeiros' de Lira, que ten que entrar en prisión tras ser condenado a tres anos de cárcere por unha agresión a un furtivo en 2013.

Tal como explicou a Europa Press Anxo Gómez, socio da Confraría de Pescadores de Lira, a manifestación, á cal asistiu, entre outros, o presidente da Confederación de Confrarías de Galicia, José Antonio Pérez Sieira, transcorreu sen a presenza de Martínez Lustres, "xa que se atopa abatido e sen forzas para asistir".

O acto foi aberto polo actor Miguel de Lira, veciño da localidade, quen escusou a presenza do afectado e deu paso ao patrón maior da Confraría de Lira, José Mariano Lago Louro, quen asegurou que "a opinión pública en xeral considera que a sentenza é moi dura e desmedida".

Lago Louro destacou que Manuel Martínez é "un home apreciado e querido" pola xente do mar e por todos os veciños, ao que definiu como un home traballador, honrado e pai de familia con fillos menores a cargo. Neste sentido, a confraría remarcou que o seu ingreso en prisión non repararía ningún dano e si supón unha grave situación de desamparo para a súa familia e "a indignación de todo o pobo".

Así mesmo, o depósito sostivo que o home condenado tivo que defenderse do "ataque sufrido por parte de 'percebeiros' furtivos cara á súa persoa e a súa familia", por mor do cal foi condenado a pena de cárcere, ademais de ter que asumir unha indemnización e as costas procesuais.
FEITOS

Segundo relatou a Europa Press Anxo Gómez, os feitos ocorreron en 2013, cando un grupo "moi grande" de furtivos estaban mariscando de forma ilegal, polo que os 'perdebeiros' de Lira trataron de impedilo.

"Ese día, varios furtivos perseguiron ata a súa casa a Manuel Martínez Lustres, quen chamou á Garda Civil, pero cando chegaron xa non estaban", explicou. Días máis tarde, dous dos furtivos sorprenderon a Martínez na caseta onde este gardaba o seu material "para tentar agredilo".

"El reaccionou defendéndose collendo unha raspa que se utiliza para extraer percebes e tiroulla á cabeza dun, facéndolle unha brecha. Polo que o denunciaron", lamentou."                   (Galicia Confidencial, 13/04/19)

6/5/19

Cero autocrítica no BNG malia non ter acadado escanos no Congreso e obter case os mesmos votos que Vox

"A portavoz nacional do BNG, Ana Pontón, asegurou este sábado que espera un "gran resultado" para as próximas eleccións municipais e europeas do 26 de maio xa que a organización nacionalista "está á alza" e "avanza imparable" tras duplicar o apoio da cidadanía nas eleccións xerais do pasado domingo. Así o sinalou Pontón tras a celebración en Santiago do Consello Nacional do Bloque, o cal estivo "coa mirada posta" nas próximas citas electorais "con optimismo, con decisión e coa certeza de que o BNG está á alza, de remontada".

Sobre os resultados das eleccións xerais, a pesar de que de non conseguir escano no Congreso dos Deputados, seguir como quinta forza e sacar case os mesmos votos que Vox, Ana Pontón non fixo autocrítica e enxalzou que o BNG duplicou os seus votos, pasando a ter máis de 90.000 apoios —a metade que Ciudadanos e 146.000 menos que En Común Unidas Podemos, fronte aos 45.000 votos dos comicios xerais anteriores.

Desta maneira, quixo mandar unha mensaxe de tranquilidade a "todos aqueles galegos que están preocupados de que Galicia non teña voz en Madrid", xa que o BNG "vai estar alerta e seguirá defendendo os seus dereitos".

Segundo Pontón, os resultados danlle ao Bloque a responsabilidade de "ensanchar a base social do nacionalismo", e mostrouse "orgullosa" de ser do BNG, "un proxecto con historia, unido e cohesionado" que, ademais, "ten as portas abertas a todos os que queren sumar en positivo". "Son tempos de avanzar, de sumar e de progresar", sentenciou.

"O Bloque é a forza política con representación parlamentaria que porcentualmente máis incrementou os seus votos, chegando a duplicar o apoio da cidadanía", destacou a portavoz nacionalista, quen indicou que o BNG é "determinante" para unha "nova etapa para Galicia".

Así mesmo, subliñou que esta remontada "se vai confirmar nas eleccións do 26M", así como nas próximas autonómicas de 2020 onde o BNG "o vai a dar todo para que se produza un cambio". "Seremos determinantes para pór punto e final ao decenio negro do presidente da Xunta, Alberto Núñez Feijóo e do Partido Popular", apostilou Pontón.

80% DE CONCELLOS

En canto a cifras, os nacionalistas afirmaron que o BNG se presenta ás próximas eleccións municipais no 80% dos concellos de Galicia, polo que, segundo os seus datos, o 95% dos galegos poderán coller unha papeleta do Bloque.

Neste sentido, Pontón encomiou a "gran implantación" da organización no territorio, "con máis de 4.000 persoas que concorren nas candidaturas", das cales, segundo a propia portavoz, "a metade non son afiliadas". "Esta corrente de simpatía fai que moitas persoas se somen, xa que nos ven como garantía para poder construír un futuro mellor", afirmou.

"Temos que traballar coa man tendida, reilusionando a moitos galegos", sinalou Pontón, quen engadiu que "non só hai que sumar concelleiros, senón tamén alcaldías". "O aval do traballo feito é a mellor carta de presentación", indicou.

EUROPEAS

En canto ás eleccións europeas, que se celebran tamén o mesmo 26 de maio, Ana Pontón insistiu en que o BNG "ten o reto de seguir sendo a voz de Galicia en Europa", polo que é "importante manter o escano galego que defenda os intereses de Galicia en Bruxelas".

Así, puxo en valor o traballo da eurodeputada galega Ana Miranda que "se deixou a pel e aí están o traballo e os resultados". Deles, destacou, entre outros, "o seu defensa das vítimas de Angrois, así como das rías e ríos de Galicia".

"Hai que seguir defendendo os intereses dos galegos, sempre sen submisións e cunha única lealdade, que é o pobo galego", apostilou a líder do Bloque Nacionalista Galego.
Destacou que, a pesar que o Bloque ten "vocación europeista", ten que dicir "alto e claro" que esta Unión Europea (UE) "non vale". "Queremos outra UE dos pobos e nacións, solidaria", explicou."                     (Galicia Confidencial, 04/05/19)

3/5/19

Un novo movemento de bailadoras e de escolas está a defender o baile tradicional galego como algo vivo estendendo foliadas onde mandan a espontaneidade e se abandonan os vellos xeitos folclorizantes

"Un novo movemento de bailadoras e de escolas está a defender o baile tradicional galego como algo vivo: desmontando estereotipos machistas ou estendendo foliadas onde mandan a espontaneidade e se abandonan os vellos xeitos folclorizantes. Cuestionan desde o feminismo o “isto sempre se fixo así” dos sectores máis “puristas”.     (...) 

Carme Campo é profesora de baile tradicional na Gentalha do Pichel (Compostela) e, xunto con Chus Caramés, impulsora do proxecto Andar cos tempos que busca “revisar o baile e a música tradicional con perspectiva de xénero”. 

A Gentalha é un centro social, entre outras cousas pioneiro no ensino do “baile tradicional espontáneo”, que cumpriu 15 anos de andamento no 2019. Campo deu clases de baile desde o comezo e, polo tanto, o de pioneira tamén vai por ela. “Cando comecei a dar aulas atopeime con que teño que analizar como trasmito, como ensino.

 Foron as miñas alumnas quen me preguntaron ‘como home como teño que por os brazos?’ ou ‘como muller teño que saltar máis ou menos?’. Eu tiña consciencia de xénero e pregunteime: ‘cal é o sentido de manter uns estereotipos que no resto da miña vida non son válidos?’ Ante esta pregunta véñenme coa resposta de sempre: téñense que manter estes estereotipos porque é o tradicional”, conta.  (...)

A Pontraga é un lugar da parroquia de Numide, concello de Tordoia. De aí é Carme Iglesias quen, ademais de profesora de baile e pandeireta, é integrante do grupo de música tradicional Bouba. A particularidade do lugar é que —a diferencia doutros sitios— conseguiron manter certa interxeneracionalidade. “Non dun xeito directo como hai 60 anos” aclara. 

“Os rapaces aprenden a bailar nas aulas, mais ao mesmo tempo están en contacto con xente maior que tocou e bailou sempre e tamén con nós —a miña xeración— que aínda que temos unha visión máis artística, valoramos o traballo comunitario e sobre todo o traballo no rural”, conclúe. 

“Cando comecei a bailar non tiña nen idea de que existían tipos distintos de baile. Con nove anos dinche: ‘a muller non baila, só acompaña’, ‘as rapazas só medio sorriso’, ‘non saltes tanto’… No momento non te dás conta, mais cando tes 14 ou 15 anos xa pensas que algo pasa”. No seu caso produciuse un antes e un despois cando a Asociación Cultural Brisas do Quenllo —fundada por catro amigos, entre eles seu pai— decidiu “falar coa xente da parroquia e xuntala, xente da que sabían que bailaban de mozos e tal”. 

“Cando vimos bailar a aquela xente flipamos. Nós tiñamos aulas na asociación que mantiñan o xeito de ensino tradicional da Sección Femenina e cando vimos aos vellos a improvisar, a mudar de posición e de parella… Non entendiamos o que estaban a facer. Ver iso fixo que comenzásemos a interesarnos e a partir de aí combinamos todos os domingos”, conta.

 Para Iglesias está claro que o texto da Declaración do BIC “só representa o espectáculo de escenario, non o baile que está vivo”. Ademais afirma que poñen como características propias do baile: “as dúas filas, unha de homes e unha de mulleres; o feito de que o home ten que ser quen saca sempre; o home salta máis, e leva os brazos mais arriba, a muller máis abaixo…”  (...)

“O baile folclorizado naceu a finais do século dezanove e comezos do vinte”, conta Carme Campo. “A transmisión da danza deixou de ser familiar e comezou a ser regrada, a través das agrupacións e dos coros. O obxectivo era subir ao escenario un espectáculo que obedecese a unha foto fixa –a romántica e costumista–. Marcouse o que se debera considerar tradicional, esencial da nosa identidade e do noso folclore”, conclúe. Isto mantívose até o franquismo, cando nacen os “Coros y Danzas” da “Sección Femenina”. 

Esta agrupación franquista fixo recollidas de campo, mais a súa finalidade non era amosar a realidade musical de Galiza. Beatriz Busto Miramontes, antropóloga cultural e musicóloga, nun artigo titulado O poder do folclore: os corpos en NO-DO (1943-1948) afirma que para ‘Coros y Danzas’, “non era en absoluto necesario recoller todos as variedades que se bailasen de xeito real nas vilas, senón que con achar un ou dous que resumisen a Galiza, incluso homoxeneizándoa ou estereotipando a súa música ou o seu baile, o obxectivo estaba cumprido”. 

Busto conclúe que estas agrupacións “non só representaban unha e outra vez os significados de xénero que xa existían na sociedade [...] senón que inventaron movementos concretos que evidenciaban máis ainda os roles de xénero asociados á muller: o coidado, a feminidade, a delicadeza, a pureza, a alegría, a dozura, a maternidade, a inxenuidade”. 

 Nos anos 70 moitas das persoas que traballaban coa “Sección Femenina” rompen con ela, voltan ás aldeas e “elaboran outras montaxes folclóricas, que consideran que son máis tradicionais”, continúa Campo. “É importante salientar que a xustificación destas agrupacións sempre é a mesma: achegarse máis ao tradicional. O problema é que as recollas dos 80 fixéronse co vello ideal decimonónico: a sociedade era machista, logo os códigos que se recolleron tamén” afirma.

 Na mesma liña, Iglesias comenta que cando comezou a dar aulas non quixo “manter certas cousas”. Daquela xa entrara en contacto co baile espontáneo. “Eu puña as nenas a sacar, dicíalles que levantasen a saia [para que se vise como sacaban o punto]… iso considerouse unha ofensa moi grande por parte das agrupacións folclóricas”, lembra. 

Aínda a día de hoxe, a transmisión de estereotipos de xénero no baile é habitual nas aulas. Non obstante, Xulia Feixoo ten claro que: “Se queremos seguir transmitindo o noso patrimonio temos que seguir facendo modificacións para que non sexa nocivo para nós. O tema do xénero é clave, temos que analizalo e revisalo”.  (...)

Desde o respecto cara o pasado, o noso patrimonio transfórmase grazas ás ópticas do presente. En palabras de Carme Iglesias: “É un movemento de volta ao baile espontáneo e que se nutre dunha serie de asociacións e de persoas que están a rachar cos roles”.             (Raquel C. Pérez, Roi Ribeira, O Salto, 26/04/19)

2/5/19

Longa agonía do nacionalismo galego...

"Como é que cántabros, canarios ou valenciáns teñan representantes propios en Madrid, e non os teña unha nacionalidade histórica como é Galicia?. Vascos e cataláns demostraron este domingo que é posible confiar en forzas nacionalistas de dereitas e de esquerdas para frear un posible pacto das dereitas e ultradereita en España. Pero, por que en Galicia o nacionalismo compite con Vox, unha formación que case non fixo campaña en Galicia e non conta con apoios mediaticos no país.

como unha forma perdida na lembranza”.
 
É parte do poema “Afogados” do poeta e político de Anova Miguel Anxo Fernán-Vello. Un poema escrito no 2011 cando o nacionalismo galego aínda xiraba en torno ao BNG. O único partido nacionalista galego que acababa de obter dous escanos en Madrid e 209.000 votos e o 11,37% do total dos sufraxios.

Uns resultados que, con todo, eran malos. O Bloque acababa de perder dous anos antes o goberno da Xunta tras perder un escano por unha manda de votos na provincia da Coruña. Unha derrota na que, entón tiña moito que ver o xornal coruñés La Voz de Galicia con informacións moi duras contra o Bloque –concurso eólico, galescolas, mangoneo das políticas sociais, despilfarro, Carrumeiro--- e que, propiciou, pouco despois a aparición do coñecido como “Voicoz” por parte da militancia nacionalista.

Foron momentos moi tensos, de moitos titulares en prensa. Algo semellante ao que acontece estes días con En Marea. Con moitos medios abrindo portadas sobre os problemas internos da formación. E a situación estoupou e rematou nunha desgracia peor que a perda do goberno da Xunta, a gran ruptura de Amio e a división do BNG en dous polos. Era o 2012. E, a partir de aí a formación nacionalista caeu no abismo.

MÁIS DE 200.000 VOTOS PERDIDOS

Un abismo do que, segundo a súa dirección, comeza a saír tras os resultados deste domingo. Os 93.000 votos acadados --o 5,6% do total-- están moi lonxe daqueles 209.000 de 2011 e aínda máis lonxe dos 212.000 de 2004 e, por suposto, dos resultados históricos desta formación, en 2000, con 306.00 papeletas, o 19% do apoio electoral e tres escanos en Madrid.

Se o BNG repetira hoxe eses resultados sería a novena forza do estado, só por detrás dos grandes partidos estatais, e de ERC, JxCat e o PNV. Mesmo por riba de Bildu. Tres escanos que poderían contar e decidir moito en Madrid. Pero, agora, compite en Galicia con Vox, unha formación de ultradereita que, sen facer campaña en Galicia e sen os apoios mediaticos do BNG, acadou os mesmos resultados.

Por iso, a situación é, 19 anos despois, completamente a inversa. Galicia non conta para nada en Madrid, polo menos, cunha forza nacionalista propia. Os últimos dous deputados nacionalistas, de Anova, nin están en Madrid, nin na política activa. E, mentres que formacións rexionalistas de Canarias ou Cantabria poden ser decisivas no vindeiro goberno, o nacinalismo galego queda fóra do escenario político estatal.

PROBLEMA DE TODOS

E non o fai só por deméritos do BNG. É certo que o Bloque tivo e ten aínda defectos inherentes a estar dominada pola UPG, unha organización de mandato vertical, senón tamén pola terquedade e minifundismo doutras forzas nacionalistas que, nun contexto de forte polarización, preferiron ir por libre ou non ir.

Un veterano nacionalista comentaba estes días que ve moi difícil un remedio para o nacionalismo galego, sexa o BNG, Anova, En Marea ou CxG. “Acadar 95.000 votos obviamente ten a súa importancia, pero unha forza nacionalista non pode conformarse só coas migallas e por pelexar coa ultradereita por ser a cuarta forza en Galicia. E menos saír sorrindo e contentos, a pesar de non ter escano, logo de ver que En Marea recibía o gran trompazo da noite”.

E está por ver se esa “recuperación” do Bloque é tal ou só un préstamo momentáneo do chamado voto útil de soberanistas de Causa Galiza ou nacionalistas que, no seu día, apoiaran a Anova ou a En Marea. Un voto útil que esta mesma formación propiciou con anuncios nas redes sociais difundindo noticias de La Voz de Galicia, o mesmo xornal que hai oito anos era o inimigo número un. Noticias que apuntaban a que o BNG pelexaba con Vox por un escano na Coruña.

Ao final todo quedou en anuncios de redes sociais e noticias con certo grao de manipulación para fomentar ese voto útil. Nin xuntando os votos de CxG, En Marea e o BNG, o nacionalismo galego acadaría escano en Madrid. E esa é a triste e dura realidade do nacionalismo galego. Ou se refunda, como ben souberon facer cataláns ou vascos, ou o seu futuro será testemuñal en Galicia a pesar dos apoios de certos medios de comunicación que buscan ter ao nacionalismo "domesticado" e "controlado", evitando a súa relación cos soberanistas cataláns ou vascos. 

Unha refundación que ten que pasar, quizais, por cesións, por renuncias importantes e por unha modalidade de coalición na que todos se sintan a gusto sen perder as súas esencias.

“Só así, con unidade, cun equipo cohesionado e cun liderato renovado que conecte co electorado urbano pode haber futuro para o nacionalismo galego”, apunta ese veterano nacionalista que coñece ben o que foi o nacemento, no seu día, do Bloque Nacionalista Galego. Quizais así, o nacionalismo non acabe afogado como acabaron outros proxectos que Fernán-Vello coñece ben tras o seu paso como deputado polo Parlamento español."                   (Xurxo Salgado, Galicia Confidencial, 30/04/19)

30/4/19

Copagro, unha cooperativa agraria que integra a 8.000 familias, anuncia un ERE de extinción por sorpresa, pois non ten débedas cos seus provedores e aos traballadores unicamente débelle os atrasos de convenio, o que abunda no inexplicable do peche...

"A Unión Sindical Obreira (USO) denunciou este martes que a cooperativa agraria Copagro, situada en Valdoviño, na comarca de Ferrol, presentou un ERE de extinción para os seus 16 traballadores "no seu mellor momento". Esta cooperativa, segundo recolle a súa propia web, integra a 8.000 familias "entre traballadores e socios". Conta, ademais, con tenda agraria e fábrica de pensos e proporciona servizos veterinarios.

Segundo lamentou o coordinador da Federación de Industria de USO-Galicia, Francisco Cousillas, a cooperativa comunicou o seu peche "totalmente por sorpresa, despois de ampliar o seu persoal nun 40% nos últimos anos e investir un millón de euros no último exercicio para converter á fábrica de pensos nunha empresa punteira en Galicia".

Tal como asegurou a organización sindical nun comunicado, Copagro está participada polas cooperativas de Meirás, quen designou aos administradores. Así, nos últimos meses, "a cooperativa comprou tres camións, instalou unha aplicación informática nova e construíu unha planta para pensos porcinos", na que, segundo datos de USO, investiu 80.000 euros en maquinaria "que non se chegou nin sequera a montar por orde do seu presidente".

"SEN PREVIO AVISO"

"De súpeto e sen previo aviso, preséntase un ERE para cesar a actividade dunha fábrica que tanto os traballadores como o noso sindicato, o único representado na Cooperativa, vemos non só competitiva, senón con proxección de futuro", criticou Cousillas.

Neste sentido, USO sinalou que Copagro move ao ano unhas 19.000 toneladas de mercadoría, "non ten débedas cos seus provedores e aos traballadores unicamente débelle os atrasos de convenio", o que, segundo Cousillas, "abunda no inexplicable do peche, sen exporse sequera unha venda da unidade produtiva que garanta a actividade e o futuro dos empregos".

Desta maneira, os traballadores solicitaron a documentación que sustente o ERE, "pero as únicas contas que recibiron son as de 2017, o que fai sospeitar de que as de 2018 poderían conter irregularidades".

Por todo iso, o persoal convocou unha concentración este mércores, de 12,00 horas a 13,00 horas, diante da Cooperativa de Meirás. "Queremos documentación que xustifique o peche e os despedimentos e se é tan rendible como todo fai indicar, esixiremos que se manteña a actividade", sentenciou o representante sindical."                     (Galicia Confidencial, 23/04/19)

29/4/19

Galicia, un dos poucos fortíns que quedan contra o neofascismo. O PP perde por primeira vez unhas eleccións en Galicia. O PSdeG consegue unha vitoria histórica

 "O PP perde por primeira vez unhas eleccións en Galicia. 

(...) A fragmentación na dereita golpeou a habitual fortaleza do PPdeG, que suma nove escanos e non alcanza os dez, cifra que fora o seu peor resultado histórico. É a primeira derrota do Partido Popular a nivel autonómico desde que se denomina así. Nunca desde 1989 a formación conservadora non acadara o primeiro posto nuns comicios galegos.

 O PSdeG vence con máis do 32% dos votos, dez puntos máis que hai tres anos, e suma dez escanos en Galicia, recollendo votos de ambas beiras e aproveitándose tamén da división no espazo á súa esquerda, pero sobre todo da apelación ao voto útil. En Común-Unidas Podemos obtén dous representantes, un pola Coruña e outro por Pontevedra (...)"             (Miguel Pardo, Praza Pública, 28/04/19)

"O PSOE consegue unha vitoria histórica en Galicia.

 O PSOE gañaría as eleccións xerais en Galicia con case o 85% do voto escrutado. Os socialistas obterían 10 escanos, e o PP baixaría de 12 do 2016 aos 9 de 2019.

Con este resultado, os socialistas acadarían unha vitoria histórica en Galicia que o achegan as mellores épocas do PSOE de Felipe González. Pola contra, os populares recibirían un duro castigo. Baixarían máis de 13 puntos con respecto a 2016.
Pola súa banda, En Común Unidas Podemos obtería 2 escanos. Os electores castigarían tamén a formación de Iglesias en Galicia tras a ruptura de En Marea. Conseguría só a metade dos votos que acadou hai tres anos. Uns resultados que son testemuñais para En Marea.
Pola súa banda, Ciudadanos, con dous escanos, obtería o seu mellor resultado en Galicia. Con dous puntos máis que en 2015, e máis do 10% dos votos, sacarían escano en Pontevedra e A Coruña.(...)"             (Galicia Confidencial, 28/04/19)

 "O BNG só conseguiu 8.000 votos máis que a ultradereita e En Marea, os mesmos que os animalistas de PACMA.

(...)  Co 95% do voto escrutado, o BNG sumaba 89.088 votos (5,75%) e Vox, 81.362 (5,25%). E os nacionalistas galegos non acadan o obxectivo: conseguir representación no Congreso dos Deputados. Con todo, o Bloque duplica os resultados acadados nas eleccións de 2016, pero segue sendo unha forza residual no país, sen capacidade para convencer a un número suficiente de cidadáns para ser unha forza decisiva.

No marco da coalición do BNG con EH Bildu e Esquerra Republicana de Catalunya (ERC), a formación galega queda nunha situación de absoluta debilidade. O grupo vasco experimentou unha espectacular suba, pasando de 2 a 5 escanos no Congreso, mentres que ERC sitúase como primeira forza en Cataluña e sobe de 9 a 15 deputados. A intranscendencia do Bloque compromete o seu peso nesa coalición que pactou cos nacionalistas vascos e cataláns.

Os resultados destas eleccións tamén evidencian a hecatombe de En Marea, que queda en estado de coma con apenas preto de 17.000 votos e arredor do 1% dos votos en Galicia; fronte aos case 230.000 votos dos seus antigos socios, En Común Unidas-Podemos, que acadou arredor do 14,5% do votos en Galicia.

Tamén chama a atención que En Marea acadou apenas mil votos máis que o partido animalista PACMA, con arredor de 16.000 apoios."               (Galicia Confidencial, 28/04/19)


"Galicia, un dos poucos fortíns que quedan contra o neofascismo.

(...) En Galicia, Vox quedou como sexta forza política, tan só uns 8.000 votos por debaixo do BNG (co 90% do voto escrutado) e tan só un 5% dos votos.

Estes resultados converten Galicia nun dous poucos fortíns que resisten contra a entrada do neofascismo nas instituticións públicas."           (Galicia Confidencial, 28/04/19)

26/4/19

La Xunta confirma que financiará el edificio final de la Cidade da Cultura con fondos de I+D universitario

"Qué buena forma de finalizar la Cidade da Cultura en el Lunes de Pasión; una forma muy interesante y muy anecdótica de cómo ponemos el broche final a esta obra compleja". El presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, expresaba el pasado lunes de este modo su satisfacción en la firma del convenio para trasladar el Instituto de Ciencias del Patrimonio (Incipit), dependiente del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC), a la nueva y -a priori- última construcción del Gaiás, el edificio Fontán.

La instalación del Incipit en el compostelano monte Gaiás supone el enésimo giro del proyecto iniciado hace ahora veinte años y que en la última década fue mudando de contenedor sin contenido a un complejo a medio camino entre el expositivo, el administrativo y el tecnológico. 

La llegada a la Cidade da Cultura de este organismo del CSIC no estaba prevista cuando, a mediados de 2018, el propio Feijóo anunció la construcción del edificio Fontán para acoger diversas instalaciones de las tres universidades. Tampoco cuando, tras la moción de censura, el presidente gallego reclamó a Pedro Sánchez fondos para el edificio, que ahora llegan. 

Y tampoco cuando, el pasado verano, la Consellería de Cultura -aún como Consellería de Cultura e Educación- firmó con la Fundación Cidade da Cultura el convenio para financiar su construcción, documento que ratifica que los fondos saldrán de las partidas de investigación universitaria.


Las obras del nuevo edificio, encomendadas a una de las empresas que iba a construir el teatro inicialmente previsto en este emplazamiento, fueron adjudicadas por 14,7 millones de euros. Pero la Xunta había reservado hasta 17 millones para esta finalidad. Así lo especifica en dicho convenio, en el que detalla cómo irán saliendo fondos de las partidas de investigación universitaria de los Presupuestos Generales de la Xunta hacia la Fundación Cidade da Cultura hasta 2021.

El convenio, firmado el 4 de julio de 2018, estipulaba que en ese mismo año saldrían del presupuesto de I+D universitario los primeros 700.000 euros y así sucedió apenas dos semanas después. Para este año la previsión es aportar 3,5 millones -2,5 ya están incluidos en los Presupuestos Generales vigentes-, para 2020 se reservan hasta 8,3 millones y en 2021 la previsión es de 4,5. Así hasta llegar hasta 16,99 millones.

En total, casi 17 millones de euros que la Xunta preveía mantener reservados para esta finalidad aunque, como sucedió, la adjudicación del contrato fuese por un importe menor, para afrontar así eventuales sobrecostos por "posibles modificaciones del proyecto" -la Cidade da Cultura acumula un largo historial de sobrecostos-. También posibles gastos de mobiliario y equipación.

Aún así, ahora los montantes finales se van a reducir" en 2,4 millones, los que ponen el CSIC por ocupar una "quinta parte de la superficie útil del edificio". Luego, en principio, la aportación autonómica procedente de partidas de investigación universitaria -tanto del plan de financiación de las universidades como de fondos propios de la Xunta- rondará los 15 millones.

Antes de llegar a este acuerdo con la entidad científica estatal, los planes del Gobierno gallego acordados por "unanimidad" con las universidades de A Coruña, Santiago y Vigo ya pasaban por instalar en el nuevo edificio un centro de "investigación de calidad en los campos de las Humanidades y Ciencias Sociales", denominado "provisionalmente" como "Centro Europeo de Investigación de Paisajes Culturales" y "destinado, entre otros objetivos, al impulso del Camino de Santiago".

Junto a la nueva incorporación Cultura prevé que estén las sedes de la ya existente Agencia para la Calidad del Sistema Universitario y del "nuevo Consorcio Interuniversitario de Galicia". El convenio inicial también contemplaba, sin especificar más, "explorar la posibilidad de reubicar" allí el Centro de Supercomputación de Galicia (CESGA).

La documentación del proyecto justifica la oportunidad de construir el edificio Fontán, no contemplado en el proyecto original de Peter Eisenman aprobado por la Xunta hace ahora veinte años, porque "permite solventar los efectos negativos del impacto visual" que causa el agujero en el que iba a estar el teatro de la ópera nunca construido. "Se consigue así una armonía paisajística (...) y una percepción en el visitante de un proyecto completo y no en constante construcción", concluye la memoria justificativa del convenio. Sólo en obras, la Xunta ha previsto destinar al Gaiás un montante total de 27 millones de euros hasta 2021."                    (David Lombao, eldiario.es, 20/04/19)

25/4/19

Como evitar o deserto industrial? Propostas dos partidos

"Camiñamos cara a irrelevancia industrial, soportando unha perda importante de traballo no sector naval, nas electrointensivas, na automoción... que deixan a estremecedora cifra de contarmos na actualidade con 20.000 traballadoras e traballadores menos que no ano 2.009.

Ao mesmo tempo, diversos colectivos de investigación denuncian que o país deixou de apostar pola xeración de coñecemento e a innovación. En Marea puxo de relevo no Parlamento que mentres en Europa o gasto medio por habitante en I+D+I estaba no 2015 nos 593 euros; no estado a cifra é de 284 e na Galiza descende até os 181 euros.

Moitos dos problemas da industria veñen derivados da política enerxética e o seu prezo. A este respecto, desde o BNG consideran “insólito” que nun territorio produtor de electricidade como Galiza “haxa miles de empregos en xogo polo alto prezo da electricidade”.
O debate para o futuro industrial de Galiza está na mesa, vexamos que propón cada formación política no seu programa electoral.

 O BNG defende un plan de industrialización de Galiza e frear as deslocalizacións

O Bloque aposta no seu programa polo desenvolvemento de políticas industriais que consoliden os sectores estratéxicos e “dean pulo a actividades novas, co apoio á innovación e investigación”.
Acreditan en que Galiza é un país con “enorme potencial económico” e critican as políticas do Estado por “pretenderen consolidar un papel dependente, que beneficia os intereses do grande capital e prexudica á clase traballadora”.

Para cambiar o rumbo da economía galega, desde a formación nacionalista reclaman, a nivel financeiro, impulsar unha banca pública galega e novas fórmulas de participación pública, “reformulando os instrumentos do crédito e adoptando as medidas necesarias para que o aforro galego reverta en crédito e investimento no noso país”.

Avogan polo saneamento dos sectores industriais en crise e unha política de reindustrialización baseada no impulso á industria auxiliar, na optimización dos custos loxísticos e no apoio aos sectores industriais emerxentes e a I+D+i.

O nacionalismo oponse á deslocalización e peche da actividade industrial que afecta a Galiza, e demanda que a Xunta se dote “dos medios necesarios” para acometer un plan de industrialización.
Ademais, comprométese a impulsar a construción civil naval en Galiza, “desde a modernización tecnolóxica” co obxectivo de situar os estaleiros galegos como “referentes no ámbito mundial”.

En Marea pula por unha economía produtiva e unha política industrial verde

Desde En Marea apostan por reverter o proceso de desindustrialización, poñendo o foco nos modelos de novas tecnoloxías limpas e estruturas de comunicacións “en forma de maia”, ante os actuais proxectos que, segundo afirman, concíbense como radiais ou cara á vertente mediterránea. Apostan tamén por investir na I+D+i e reverter o proceso de centralización das empresas públicas.

 Comprométense co fomento dunha banca pública ética ao servizo das persoas e a promoción de canles de comercialización curta, de proximidade, poñendo o criterio de compra local nos centros públicos. Nesa mesma liña, pulan polo fomento dos produtos locais da agricultura, a pesca, transformados alimentarios...

En canto aos estaleiros, defenden unha política planificada para o sector naval e garantir carga de traballo, e máis por unha política pesqueira que compatibilice a sustentabilidade ecolóxica coa económica e social.

En Común-Unidas Podemos aposta pola formación de clústeres industriais e impulsar a diversificación das pemes galegas

O programa presentado por En Común-Unidas Podemos conta cun epígrafe para “defender a industria galega”, no que propón actuar contra o prezo abusivo da enerxía, cun marco tarifario estábel e competitivo, “impedindo a deslocalización de multinacionais que recibiron subvencións e, chegado o caso, a propia intervención directa do sector público”

Promoven un plan de impulso do sector industrial galego, no que se contemplaría o incremento dos investimentos para a formación de clústeres industriais e o impulso da diversificación das pemes galegas. Contan tamén con desenvolver programas de apoio financeiro específicos para mellorar o valor engadido na transformación de produtos agropecuarios, do mar e forestais; aumentar o peso das actividades do sector naval e do aeronáutico, o de enerxía.

“Por unha estratexia de reindustrialización verde e economía circular”, avogan desde a coalición, para a creación de emprego en industrias cun impacto positivo sobre a contorna.

O PSOE comprométese a incrementar, como mínimo un 20%, o peso da industria no PIB

Dentro das 110 medidas coas que o PSOE se presenta ás eleccións xerais, anuncia un pacto de Estado pola industria, “coa participación de axentes sociais” e que “buscará dar cumprimento ao obxectivo da UE de incrementar como mínimo o 20% o peso da industria no conxunto do PIB estatal”.

Sánchez comprométese a aprobar unha nova lei de industria que adapte o marco de regulación “aos novos retos de dixitalización e descarbonización”, e que actualice a normativa sobre calidade e seguridade industrial. Nese sentido, optan por reducir “as cargas administrativas”, de cara a favorecer unha maior coordinación coas comunidades autónomas e os concellos.

Así mesmo, promete un plan específico para o medio rural e apostan por fomentar a instalación de enerxías renovábeis e de tecido industrial asociado a estas.

A receita do PP: máis bonificacións fiscais e máis neoliberalismo

Para o impulso da industria, o Partido Popular recolle no seu programa axilizar “ao máximo” o proceso de constitución de empresas, e sinalan que substituirán “en todos os ámbitos posíbeis” o sistema de licenza administrativa por un de declaración responsábel.

Así mesmo, anuncian que impulsarán o programa Startup Spain para a promoción do emprendemento e a innovación, e o apoio ao crecemento e internacionalización das pemes.
O PP quere impulsar unha reforma fiscal que “dinamice a inversión de capital privado e opta por reformar a lei para facilitar “o peche de empresas fallidas”.

Outras medidas versan sobre impulsar a industria de creación do videoxogos e dos contidos dixitais e comprométense a aplicar medidas fiscais para a implantación en empresas da industria 4.0 en España.
En sintonía coa defensa do “libre mercado”, comprométense ao avance do mercado común europeo defendendo as “catro liberdades fundamentais”: libre circulación de mercadorías, de traballadoras e traballadores, de servizos e de capitais.

Ciudadanos, aínda sen programa, aposta polo traballo xuvenil desde Navantia

Xa iniciada a campaña electoral, o partido de Albert Rivera continúa sen programa electoral. A semana pasada, a deputada nesta lexislatura por Madrid e actual candidata pola Coruña, Marta Rivera de la Cruz, visitou Navantia, onde salientou a importancia que ten para o emprego da comarca esta empresa e apostou polo traballo xuvenil, xa que considera que empresas como Navantia “precisan un cadro renovado e preparado para os retos do século XXI”.                    (Alberte Mera, Sermos Galiza, 14/04/19)

24/4/19

La política en Ferrol es una metáfora de una España que busca un sitio entre la historia y el presente: una mezcla de resignación lúcida y de ilusión que nunca se da por vencida

"Hace ahora casi un año, en la madrugada del 16 al 17 de abril de 2018, apareció en el barrio de Canido, en Ferrol, una pintura mural que representaba a dos guardias civiles con tricornio dándose un morreo. 

 ¿Era aquello un banksy? Todo apuntaba a que sí: la marca de cerveza Estrella Galicia había lanzado una campaña para invitar al artista a pintar uno de los muros de Canido, que fue blanqueado y marcado con un sello que decía “reservado para Banksy”.

Durante meses, el grafitero mantuvo la intriga sobre su atribución, hasta que se publicó un desmentido. Aun así, hay gente convencida de que el artista británico llegó a hurtadillas y dejó su regalo. Alguien, un vándalo genuino, escribió en la pared: “Banksy no existe, son los padres”.

La polémica banksysta metaforiza muy bien cómo se vive la política en Ferrol, una ciudad —como tantas otras de la Europa postindustrial, con sus prejubilados y sus jóvenes con las manos en los bolsillos— que a su vez es metáfora de una España que busca un sitio entre la historia y el presente: una mezcla de resignación lúcida y de ilusión que nunca se da por vencida. 

“Banksy no existe, son los padres”, dicen los incrédulos, pero su cinismo no es sincero: es la sorna de quien quisiera creer pero no puede, porque, ¿qué se le ha perdido a Banksy en las calles rotas de Canido, por muchos festivales de arte urbano que se organicen?

En Ferrol, como en toda la provincia de A Coruña, gana el PP, pero cada vez menos. El Ayuntamiento ha estado desde 2015 en manos de Ferrol en Común (primero, en coalición con los socialistas, luego, en solitario), y el mandato de Jorge Juan Suárez ha sido entretenido, agitado y lleno de luchas por los símbolos: que si se quitan imágenes del Rey (del emérito y del vigente), que si se retiran las subvenciones a la Semana Santa, que si se desplanta a la Armada en actos oficiales, etcétera. 

No se ha desperdiciado la menor ocasión para azuzar todas las contradicciones de una ciudad que, desde la mirada del paseante, aparece amodorrada y vencida al sopor de la ría. Nada de eso: la lista de broncas políticas es allí tan larga como en cualquier otro sitio.

Canido, donde el arte urbano ha vencido a la propaganda electoral (a ver qué candidato va a mancillar los murales de ese museo al aire libre con sus sonrisas blanqueadas), es la tristeza y la esperanza de Ferrol. Un barrio que se echó a perder y que ha vuelto a la vida, entre arte, cafés cuquis y jóvenes atraídos por una vivienda aún asequible. 

Las elecciones generales y municipales, que se presentan rotundamente inciertas, servirán para demostrar si la ciudad puede trascender la gresca simbólica y pasar de las fachadas al interior de los edificios, donde viven los ferrolanos que no saben qué lugar ocupa su ciudad en este siglo XXI sin fábricas ni barcos de guerra."                  (Sergio del Molino, El País, 15/04/19)

23/4/19

Ferrol, el laberinto más intrincado de Podemos: "Necesitamos un psicoanalista"... también para la derecha, que presenta 5 opciones para las municipales...

"Si en Galicia se precisa un mapa para seguir la crisis de la autodenominada izquierda rupturista, en Ferrol no hay manual que resista la fragmentación. En una de las tres ciudades gallegas que en 2015 ilustraron el meteórico ascenso de la ideología representada en España por Podemos, una de las que cambió a un alcalde del PP por otro de las famosas Mareas, el bloque se resquebraja hasta reducirse a facciones casi unipersonales, a pesar de los esfuerzos de un regidor sin mayoría ni una formación política relevante que lo respalde. 

La izquierda en Ferrol vive más pendiente de las municipales de mayo que de las generales de abril, pero ambas citas se confunden en un magma de odios y traiciones que ha salpicado de disgustos la gestión de su alcalde, Jorge Suárez.

En una ciudad en la que ningún regidor consigue repetir mandato desde 1987, Ferrol en Común va por un lado con Suárez a la cabeza. Por otro va Marea de Ferrol, en una rivalidad que traspone en el ámbito local la ruptura de Galicia, con la formación que lidera Luís Villares, enfrentada a Podemos, Izquierda Unida y Anova. En 2015 y 2016 concurrieron juntas a las generales; este 28 de abril lo harán por separado. Pero hay más.

En la escena local también opera Podemos, que no competirá en las municipales pero se ha desmarcado de la lista del alcalde para la reelección. Y se incorpora Xuntos Actúa, escisión de Ferrol en Común, que comparte teoría ideológica con todas las demás, pero que en las generales apoyará al BNG. Como la proximidad ideológica suele ser sinónimo de rivalidad, también Xuntos se ha caracterizado por su descarnada oposición a la labor de Jorge Suárez.

Si semejante división es traumática para la izquierda en una ciudad como Madrid, en una localidad de 68.000 habitantes como Ferrol adquiere tintes de tragedia. Aunque la ciudad tiene otros problemas, que se plasman en la pérdida de 25.000 habitantes en tres décadas y en la tasa gallega de paro más alta (17,6%) y de actividad y empleo más bajas (50,2% y 41,4%, respectivamente). 

 Hasta Zara huyó recientemente de una urbe atrapada por la proximidad de A Coruña, la pujanza de Vigo y la capitalidad de Santiago, Pontevedra, Lugo y Ourense. Aunque a menudo identificada como la cuna de Franco, Ferrol es también una ciudad de larga tradición para la izquierda, heredera de la lucha obrera ilustrada, que se curtió en décadas de movilizaciones de los trabajadores y de revueltas contra el franquismo.

La fragmentación que ahora vive esa izquierda no ha hecho mella en el alcalde, que seguirá adelante con un proyecto nacido de una coalición entre Esquerda Unida –a la que pertenece–, Anova e inscritos de Podemos a título individual. Su mandato también requiere de instrucciones de uso. Con solo seis ediles, logró gobernar en una Corporación de 25 gracias a una coalición con el PSOE (cinco) apoyada por el BNG (dos). 

La fórmula no tardó en resquebrajarse. Primero dimitió una edil de su partido “por motivos personales”; poco después otros dos concejales, uno propio y otro del PSOE, por “problemas internos”, y ya en 2016, Suárez destituyó a otros tres ediles, todos ellos socialistas. Se rompió así el pacto con el PSOE, lo que no impidió que el alcalde mantuviera su gobierno con dos ediles de ese partido.

En las generales, Suárez no apoyará a En Marea, sino a En Común-Unidas Podemos, decisión que plasma la ruptura entre Luís Villares y los alcaldes que promovieron su candidatura. En las municipales, el regidor volverá a ser el candidato de su partido, después de someterse a primarias. Ferrol en Común se habrá quedado en los huesos, pero la fidelidad a su líder no se discute: logró el 98% de los apoyos. 

Una de las primeras decisiones tras esa elección fue invitar a Podemos a integrarse en su lista, aunque en puestos de escasa visibilidad. La formación morada ha descartado esa posibilidad, pero al menos no le hará competencia: ha decidido no concurrir.

Suárez reflexiona: “Podemos son nuestros aliados y aunque ahora estén con esta reflexión colectiva, para la campaña de las elecciones municipales estarán apoyando y participando”. No es la opinión del propio secretario general de esa formación, Borja San Ramón: “Podemos Ferrol rechaza posicionarse a favor de ninguna formación, cada quien votará lo que entienda en las municipales. 

Nosotros lo único que decimos es que la gente lo que tiene es que ir a votar, la gente de izquierdas tiene que votar, para evitar el regreso de la derecha”. Votar a la izquierda para evitar el regreso de la derecha: bonito dilema para los ferrolanos.

Marea de Ferrol, otra de las formaciones que competirá por el reducido espacio político a la izquierda del PSOE, es igualmente un catálogo de escindidos. Son los fieles a Villares –que encabeza un grupo en el Parlamento gallego en el que la convivencia es compatible con los 'navajazos'–, pero su cabeza de cartel en las municipales, Bernardo Lorenzo Cuétara, es un antiguo concejal del BNG. 

Por si a alguien le pareciera un puzle demasiado sencillo, Cuétara integrará en Marea de Ferrol a Esther Leira, ex de Ferrol en Común expulsada del gobierno municipal, y a otro látigo de Suárez: el activista Alexandre Carrodeguas, tan crítico con la gestión de los servicios públicos del alcalde que tardó exactamente 26 días en romper con él.

Aunque para escisiones las de Xuntos Actúa, que salieron de Podemos como después se separaron de Ferrol en Común. Lo hacen agarrados al tronco del partido de Baltasar Garzón y Gaspar Llamazares, pero en confluencia con la plataforma de otro experto en escisiones: la del excalcalde de Vigo Carlos Príncipe, expulsado del PSOE por su desencarnada oposición al socialismo oficialista, da igual en qué etapa.

El líder de Xuntos Actúa en Ferrol es Carlos del Río, expresidente de Ferrol en Común. Dejó Podemos después de perder unas elecciones internas en 2016. No lo hizo suavemente, sino entre acusaciones de “caza de brujas” y con estopa para todos. De Ramón Espinar dijo: “Los hijos de papá tienen la suerte de tener un papá con 'tarjetas black'”. 

A Pablo Iglesias lo tachó de “dictador”, y a los que lo rodean, de “niños pijos avalados por la organización”. A la formación que abandonaba la comparó con un “parque infantil” y con un “frenopático para esquizofrénicos”. Tampoco salió con buenas palabras de Ferrol en Común. Al alcalde lo considera “una persona bipolar” y un “hipócrita”, y lo acusa de traicionar al ideólogo de Ferrol en Común. O sea, él.

“Más que un alcalde, lo que Ferrol necesita es un psicoanalista”, reflexiona Carlos del Río, que escoge como principal culpable de los males de la izquierda ferrolana a su cabeza más visible: la exdiputada en el Congreso Yolanda Díaz. “Es una mujer personalista, todo lo que toca va en detrimento de la izquierda y en beneficio personal”, acusa el ex de Podemos.

Al menos hay una opción política favorecida por la guerra fratricida: el BNG, formación nacionalista tradicionalmente controlada por la Unión do Pobo Galego (UPG), de ideología marxista, que puede albergar la esperanza de recuperar, también en Ferrol, el espacio que tradicionalmente ocupó en Galicia, siempre a la izquierda del PSOE.

 No en vano, el fenómeno de las mareas de mediados de la presente década estuvo marcado por un proceso de decadencia y escisiones en esa formación política, que coincidió en el tiempo con la emergencia de Podemos. Ahora puede recorrer el trayecto contrario.

El único consuelo para el revuelto de mareas y confluencias divergentes es que en Ferrol la división no es patrimonio exclusivo de la izquierda. En las municipales de mayo, hasta cinco opciones se repartirán el territorio a la derecha del PSOE, algunas tan pintorescas –y poco desdeñables– como la confluencia CCD-Centristas-Partido de los Jubilados de Ferrol. 

Es un escenario que contribuye a explicar que los ferrolanos hayan conocido hasta 11 alcaldes distintos en los últimos 35 años, o que sean los únicos ciudadanos de Galicia que no necesiten mapa para seguir esta trama de enredos."                   (Pablo López, El Confidencial, 21/04/19)

22/4/19

La defensora del pueblo gallega que enchufó a la hermana de un cargo del PP se enroca

"El pasado 4 de abril, la 'valedora do pobo' de Galicia, Milagros Otero, remitía un escrito al Parlamento para instar su relevo “inmediato”. Lo hacía tras determinar el Tribunal Supremo que cometió desviación de poder al enchufar en la institución a una hermana del portavoz del grupo parlamentario del PP, Pedro Puy, y sobrina de Manuel Fraga. Pero las prisas duraron solo unas horas. 
Al día siguiente, Otero rectificaba su comunicación tras apreciar un “error material” en el escrito, de forma que su cese solo se producirá cuando los grupos encuentren sustituto. Y como para eso se necesita el acuerdo de tres quintos de la Cámara, se frustra su sustitución por el 'vicevaledor', elegido a propuesta del PSOE, y el PP se garantiza la continuidad de Otero por un periodo indefinido.

io en la cita de un artículo de la ley de 1984 por la que se creó la institución del 'valedor', equivalente en Galicia al defensor del pueblo, modifica por completo el procedimiento y los plazos del relevo. En su primera misiva al presidente del Parlamento, Otero apelaba a lo previsto en el artículo 5.1.5 de la citada ley. 

Al día siguiente, tras detectar un “error material”, remitió una nueva carta idéntica a la anterior, fechada igualmente el día 4, pero en la que citaba el 5.1.1. El primero se refiere a un cese por condena por sentencia firme “por delito doloso”, mientras que el segundo es una simple “renuncia”.

La segunda causa esgrimida para justificar la puesta de su cargo a disposición del Parlamento elimina la exigencia de plazos, lo que permite a Otero seguir ejerciendo incluso más allá del otoño de 2020, cuando finaliza formalmente su mandato. La explicación oficial de la alta comisionada es que evita su salida inmediata por “responsabilidad”, para no “descabezar” la institución y “garantizar a la ciudadanía que sus quejas seguirán siendo tramitadas con normalidad”. 

“El motivo por el que tomé la decisión está escrito, es por sentido de la responsabilidad con el Valedor y la ciudadanía”, afirmó la 'valedora', que añadió: “Cuando una persona está en una situación apretada, lo que tiene que hacer es apretar los dientes y levantar la cabeza”.

Paralizar el relevo

La rectificación desactiva la posibilidad de que la Comisión de Peticiones del Parlamento pueda votar que las funciones del cargo sean ejercidas interinamente por el actual 'vicevaledor', Pablo Cameselle

La 'valedora' trata de obstaculizar el paso a su adjunto, al que acusa de firmar la resolución final en la contratación irregular. Aunque lo hizo después de que estuviesen definidos los criterios de la convocatoria y de que se hubiesen presentado los candidatos, el PP no dudó en atribuirle “una responsabilidad importante en este procedimiento”, allanando así el camino a un relevo en diferido. La propia Otero ha manifestado su voluntad de que Cameselle deje el cargo con ella.

El Supremo confirmó el pasado 28 de marzo una sentencia dictada en 2018 por el Tribunal Superior de Xustiza de Galicia, que anuló el nombramiento de la jefa de servicio de Administración y Personal del Valedor al observar que fue otorgado con “arbitrariedad” y “desviación de poder”. El cargo recayó en María Puy Fraga, que además de hermana del portavoz del PP, Pedro Puy, y sobrina del expresidente Manuel Fraga, es también hija del catedrático de Derecho Francisco Puy, de quien Otero se confiesa discípula académica en la Universidad de Santiago.

La sentencia inicial considera que el proceso se diseñó “a la medida” de la beneficiada. Ahora, la sala de lo Contencioso-Administrativo del TS dicta una providencia que rechaza el recurso presentado por la 'valedora'. Justifica su decisión por la ausencia de “interés casacional objetivo” para “la formación de jurisprudencia”. El tribunal no aprecia en el recurso “la formulación de un problema jurídico que trascienda del cariz marcadamente casuístico que presenta el litigio”, por lo que, además de rechazarlo, impone las costas procesales a la institución gallega.

El TSXG, que actuó a instancias de un recurso presentado por otro candidato al puesto, considera “patente la infracción de los principios de mérito y capacidad” y estima que existen “sobrados datos” de que la selección estuvo guiada por el “deseo” de adjudicar el puesto “a una de las candidatas, con desprecio de la valoración de los méritos y aptitudes evidenciados por los restantes aspirantes”. La 'valedora' niega las irregularidades.

Cuando se pronunció el tribunal gallego, el PP apeló al recurso que ha rechazado el TS para aplazar cualquier decisión. “No vamos a tomar decisiones firmes cuando no hay una sentencia firme”, advirtió la diputada del PP Paula Prado. Ahora, el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, considera que la propuesta de Otero de mantenerse en el cargo es “la más racional” y “respetuosa” con la institución.

Catedrática de Filosofía del Derecho, Milagros Otero está desde 2015 al frente de la institución del Valedor, al que se atribuye la encomienda de defender los derechos de los gallegos ante los abusos de la Administración. En 2012, uno de sus antecesores, Benigno López, dimitió de manera fulminante tras pedir la suspensión de la Ley de Dependencia. En aquella ocasión, el cargo pasó en funciones al 'vicevaledor' primero, también propuesto por el PP."                  (Pablo López, El Confidencial, 19/04/19)

17/4/19

La lucha anticorrupción naufraga en Galicia. Hubo un tiempo en el que los juzgados gallegos hacían temblar el suelo de políticos y empresarios de buena parte de España... una década después, los tribunales solo han logrado dictar 22 condenas, entre ellas la de Oriol Pujol en Cataluña. El último gran fiasco se ha producido a casi 200 kilómetros de Lugo. Es el desmoronamiento de la Operación Orquesta...

"Hubo un tiempo en el que los juzgados gallegos hacían temblar el suelo de políticos y empresarios de buena parte de España. 

Entre 2009 y 2015, registros y pinchazos telefónicos ordenados desde la esquina noroeste de la Península llevaron al calabozo a siete alcaldes (seis gallegos y un catalán) y propiciaron la imputación de más de 450 personas, incluidos policías y guardias civiles, miembros de las Fuerzas Armadas y hasta un ministro. Fueron 12 los sumarios de corrupción de mayor impacto pero, una década después, los tribunales solo han logrado dictar 22 condenas, entre ellas la de Oriol Pujol en Cataluña.

Las descomunales investigaciones de la Operación Carioca, Campeón, Pokémon, Pulpo o Cóndor, algunas de ellas con ramificaciones en Asturias, Cataluña y Murcia, han fulminado la carrera política de quien estaba llamado a suceder a Artur Mas al frente de la Generalitat, de históricos regidores e incluso de un candidato del PSOE a la Presidencia de la Xunta. Pero por el camino han tropezado con el déficit de medios de los juzgados, delitos prescritos, anulaciones de escuchas y farragosos conflictos de competencias entre órganos judiciales.

La titular del pequeño juzgado de instrucción número 1 de Lugo, el que más macrocausas ha abierto, acaba de ser sancionada por una demora en su instrucción que el Consejo General del Poder Judicial considera injustificada. Si se confirma el castigo, la juez, que llegó a pedir sin éxito al Tribunal Superior de Xustiza de Galicia la imputación del presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, por recibir regalos de un relevante empresario, perderá todos los casos (Carioca, Pokémon, Pulpo y Cóndor) y también el destino.

El último gran fiasco se ha producido a casi 200 kilómetros de Lugo. Es el desmoronamiento de la Operación Orquesta, una causa por amaño de adjudicaciones de obras que sacudió Costa da Morte en 2011 con tres alcaldes de PP, PSOE y un partido independiente detenidos. 

De los casi 30 imputados fueron exonerados todos excepto seis, entre ellos el regidor independiente de Cee. Aunque la fiscalía pide para Ramón Vigo más de 20 años de cárcel, la reciente anulación de los pinchazos en los que se basaban las acusaciones augura otro archivo. (...)




-Caso Carioca (2009): la mitad del medio centenar de piezas han sido archivadas y en la principal se ha encausado a cinco personas.
-Caso Multas (2009): dos condenados de 23 juzgados.
-Operación Rei (2009): absueltos los ocho juzgados.
-Caso Campeón (2011): 13 condenados en Galicia y seis en Cataluña.
-Caso Orquesta (2011): llegó a haber 27 imputados pero todos fueron exonerados.
-Caso Zeta (2011): cerca de 70 imputados, pero ha sido sobreseído provisionalmente a la espera de un informe de la Intervención del Estado.
-Caso Pokémon (2012): son nueve piezas y un centenar de imputados; 15 de ellos han sido encausados en la pieza principal.
-Caso Pulpo (2013): en instrucción.
-Caso Baltar (2013): condenado el expresidente de la Diputación de Ourense José Luis Baltar.
-Caso Louzán (2013): archivado.
-Caso Patos (2014): en instrucción.
-Caso Cóndor (2015): en instrucción.

Lo mismo ocurrió con la Operación Rei, una presunta trama de sobornos en la provincia de Lugo a cambio de contratos públicos que explotó con la detención del alcalde socialista y seis concejales de Castro de Rei y con la entonces vicepresidenta de la Diputación de Lugo y actual alcaldesa de la capital, Lara Méndez (PSOE), retenida durante horas en comisaría aunque luego liberada de cargos. Las escuchas fueron anuladas y los ocho procesados, absueltos.

Detrás de este derrumbe de sumarios Juezas y Jueces para la Democracia ve una “insuficiencia” de medios de investigación y una ley de enjuiciamiento criminal anticuada. Sobre la anulación de pinchazos, Sandra Piñeiro, coordinadora en Galicia de la organización, subraya que la “regulación completa” de las escuchas no fue introducida en esta norma hasta 2015 y que no es hasta 2017 cuando los instructores reciben del Poder Judicial una guía de buenas prácticas para afrontar este tipo de casos.

Piñeiro reclama medidas e inversiones en justicia para resolver problemas como la “falta de preparación técnica” de los funcionarios, la “necesidad de expertos en contabilidad o finanzas” y la escasez de profesionales de la magistratura. Apunta que España cuenta con 12 jueces por cada 100.000 habitantes frente a los 21 de media en los países en el Consejo de Europa. Cuanto más volumen de asuntos tiene un juez, esgrime, “más baja” será la “calidad” de sus resoluciones y “más facilidades” tendrán las defensas de los acusados para atacarlas.

En esta década solo se han celebrado juicios en cinco de las 12 operaciones anticorrupción más importantes. Mientras los casos Orquesta y Rei acabaron en absoluciones generalizadas, en el fraude de subvenciones de la Campeón, sumario en el que llegaron a ser investigados el exministro socialista José Blanco, una consejera del actual Gobierno de Feijóo y un exconsejero del BNG, se condenó a 13 personas en Galicia —un excargo del Gobierno de Alberto Núñez Feijóo y un exdiputado del PP, entre ellos— y seis en la rama catalana.

El expresidente de la Diputación de Ourense José Luis Baltar (PP) recibió una pena de nueve años de inhabilitación por enchufar a un centenar de afines políticos y en el caso Multas, que sentó en el banquillo a 23 personas por perdonar sanciones de tráfico en Lugo, entre ellas alcaldes, exdiputados y hasta un exdeán de la catedral, solo se castigó a dos acusados. Uno de ellos es el exsubdelegado del Gobierno Jesús Otero (PSOE), para quien la Fiscalía pedía siete años de prisión. Fue condenado a tres meses.

Antes de llegar al banquillo se han anulado las actuaciones contra el expresidente de la Diputación de Pontevedra José Luis Louzán (PP) en un caso de supuesto cohecho impropio por unos alquileres. Él es, sin embargo, el único político que queda entre los 14 investigados en la Operación Patos, una supuesta trama de amaño de contratos públicos en la provincia de Pontevedra en la que el alcalde de Vigo, Abel Caballero (PSOE) llegó a estar entre el medio centenar de imputados.

La plataforma ciudadana Impunidade Carioca nació para combatir el desmoronamiento de la Operación Carioca. La mayor investigación en España contra la explotación sexual de mujeres y las connivencias entre políticos, policías y proxenetas desbordó los juzgados de Lugo con sus más de 80 investigados, entre ellos una veintena de agentes del orden. Diez años después de su estallido, han sido archivadas cerca de la mitad del medio centenar de piezas en las que fue troceada la instrucción, en muchos casos por prescripción o con polémicas resoluciones de la fiscalía.

“El nivel de exigencia probatoria es mucho mayor con acusados de relevancia pública que con delincuentes comunes”, sostienen desde Impunidade Carioca. “Son los casos que afectan a personas con poder los que dan pie a las grandes doctrinas sobre garantías procesales como la de Botín o Naseiro”.

 Esta plataforma subraya que la “tremenda” falta de medios de los juzgados depende de Administraciones dirigidas por compañeros de partido de los imputados, por lo que “es una vía para ahogar las investigaciones”: “La sociedad debe evaluar si estos casos no se están castigando penalmente porque no hay nada o por estos otros factores”.

El fiscal jefe de Pontevedra, Juan Carlos Aladro, rechaza que la justicia sea más garantista con el delincuente de guante blanco que con el robagallinas. “No nos engañemos, ser garantista no es dilatar un asunto ni tampoco hacerlo más complejo”, afirma.

 “La diferencia está en que al delincuente común lo pillas con las gallinas en la mano y le aplicas penas mínimas porque es un desamparado social. Pero el delincuente de guante blanco pone sofisticadas trabas para que sea más difícil pillarlo y para buscar evidencias entran en juego derechos como la intimidad o la protección de datos por lo que hay que ser muy cauto”.

Juezas y Jueces por la Democracia advierte que la politizada elección de los integrantes de las más altas instancias judiciales como el Tribunal Supremo o el Constitucional también influyen en el desenlace de estas causas porque son las que resuelven los recursos y los casos que afectan a aforados. “Su forma de elección no responde a los principios de mérito, igualdad y transparencia y hace que acaben siendo delegaciones de los partidos políticos”, critica la representante de los jueces.

Varios letrados de quienes están o han estado imputados durante años se han preguntado públicamente quién repara la “pena del telediario”. La última queja la lanzó en noviembre Evaristo Nogueira, exdecano de los abogados de Santiago, cuando fueron archivadas las imputaciones en el caso Campeón que llevaron al exconsejero gallego Fernando Blanco a dejar la política: “Una instrucción no puede durar ocho años, es inconcebible en un Estado de derecho. Hay unas consecuencias irreparables, políticas y personales, que no tienen vuelta atrás”. (...)"              (Sonia Vizoso, Elisa Lois, El País, 08/04/19)